El ajedrez vuelve a estar de moda gracias a este mod de DOTA, AutoChess

Si preguntas a cualquier aficionado a los videojuegos cuál fue el género de moda durante 2018, la respuesta está clara: el battle royale. Fornite, Apex Legends, PUBG o Realm Royale, sin olvidar el modo Blackout de Call of Duty: Black Ops 4 y su homónimo en Battlefield 5. Todo un éxito que cambió las rutas de desarrollo en varios estudios. ¿Y en 2019? Termómetros como Twitch o Mixer no dejan lugar a dudas: los Auto Battler son los nuevos conquistadores.

Un género que conecta dos mecánicas básicas: RNG y ARTS. Es decir, aleatoriedad y estrategia. Las primeras son las siglas de “generador de número aleatorio», término popular entre los MMORPG que determina la probabilidad de que algo suceda, de que algo aparezca en el drop de algún objeto, etcétera. Las segundas son unas siglas popularizadas por DOTA, el videojuego de Valve basado en una arena y dos equipos en igualdad de condiciones luchando por sobrevivir.

Y, reinando sobre popes como Valve (creadores de DOTA Underlords) o Riot (creadores de Lol o Teamfight Tactics), ha logrado coronarse un tal Auto Chess, desarrollado por Drodo Studios. Tal es su éxito que ya han presentado un torneo internacional con un millón de dólares en premios.

Del tablero real al digital

Auto Chess comenzó como un mod de DOTA 2, una revisión en clave de ajedrez del clásico MOBA. Los jugadores se convierten en piezas de distinto valor sobre un tablero de ocho casillas, cuatro para nosotros y cuatro para el contrincante. Comienzas con una barra de salud. Los personajes corren, luchan y por cada ronda perdida recibes un golpe. Así una y otra vez. El jugador no los controla, simplemente van dándose mamporros: el último jugador en pie, gana.

Las partidas suelen durar unos 30 minutos y de los ocho personajes de cada partida, contando las piezas del banquillo, sólo pueden elegirse tres. El azar juega un papel importantísimo, ya que esas 5 piezas pueden ayudarnos a marcar una victoria y fracasar miserablemente.

Una aleatoriedad que está siendo severamente discutida pero que cualquier jugador de HearthStone, las timbas de Poker o el viejo Monopoly recordará: las cartas te tocan, cómo juegues con ellas es cosa tuya. Además, esto fomenta cierto riesgo. Los recién llegados pueden disfrutar de la suerte del novato, de una partida muy bien posicionada. Los veteranos pueden verse atrapados en tropiezos crueles por culpa de varias malas piezas seguidas.

Cada criatura cuenta con su propia especie, su nivel de rareza, un ataque básico y uno especial y otros valores básicos como las sinergias, para lograr bonos de afinidad. Para ganar debemos conocer las distintas fortalezas y debilidades de cada pieza. Es decir, el metagame. Puedes no controlar a los jugadores, pero sí buscar las mejores sinergias para optimizar el maná al máximo.

Dota Auto Chess es el primero de muchos. Dota Underlords hace lo propio con los campeones de su juego y Teamfight Tactics se apropia de los caracteres de la IP de League of Legends y añade algunas reglas extra. Los tres son distintas caras de una misma moneda, una que ha puesto sobre la mesa que eso de partirse la cara de forma automática divierte y entretiene. Teamfight Tactic ya supera a League of Legends en espectadores y AutoChess se hizo con 8 millones de usuarios en apenas un mes.

Requisitos para jugar AutoChess

çPara quienes anden buscando las especificaciones del juego de moda, aquí van los requerimientos mínimos y recomendados:

  • CPU: Intel i3 para empezar, Intel i7 o AMD Ryzen 5 en adelante para jugar en Ultra.
  • RAM: 2 GB básicos, 8GB recomendados.
  • GPU: Intel UHD Graphics 630 (128MB) en básico, NVIDIA GTX 970 o similar recomendada.
  • Sistema Operativo: Windows 7, 8 y 10.
  • Almacenamiento: 4 GB obligatorios, 20 GB disponibles para actualizaciones.

En cualquiera de ambas configuraciones puedes jugar con un Nitro 5, ya elijamos pantalla IPS FHD de 17,3″ o 15,6″. Precisamente esta es una de sus fortalezas, como ya reseñamos en nuestro análisis: poder contar con biseles mínimos —con una relación pantalla-cuerpo del 80%— en una pantalla máxima, poder ejecutar juegos con una frecuencia de actualización de hasta 144 Hz y reproducir hasta 300 nits para lograr un perfil de color del 72% NTSC.

Hora de jugar

El juego ya está en Alfa en Epic Game Store y se puede descargar en PC también desde la web oficial. Para quienes prefieren jugar en móvil puedes descargarlo través de este link —enlace oficial de la PlayStore de Google— o utilizando el código QR que aparece en la imagen superior.

Y no lo olvides, la economía del juego es la clave, así que intenta llegar hasta las 10 monedas cuanto antes para generar intereses, no gastes oro a lo tonto excepto comprando niveles para poder tener más puntos de experiencia y poder colocar cuanto antes una ficha extra en el tablero. Así garantizarás algunas victorias, y más si logras evolucionar algunas unidades fusionándolas.

En InGET by Acer | Así puedes evitar que el malware invada tu PC

En InGET by Acer | Las siete claves en seguridad para mantener tus datos (y tu privacidad) intactos

Israel Fernández