¿Esperando a Half-Life: Alyx? Calienta motores con estos cinco bombazos para realidad virtual

Está en boca de todos. Half-Life: Alyx promete ser el juego que finalmente impulse la realidad virtual hacia el público general, marcando ese punto de inflexión tan largamente esperado por los aficionados a una tecnología que hasta ahora parecía cosa de los jugadores más hardcore y unos pocos conocedores. Pero lejos de los clichés, la realidad virtual para PC ya acumula un gran catálogo de juegos. Y muchos de ellos son realmente buenos.

Música, acción en primera persona, simuladores, indies… Por más que algunos se empeñen en que la realidad virtual solo sirve para echar unas partidas a Arizona Sunshine (que sigue siendo divertidísimo, dicho sea de paso), la representación de géneros y presupuestos es realmente extensa.

Más aún, todos ellos son plenamente jugables si tienes un buen portátil gaming como el Predator Helios 300, derribando tópicos como que la realidad virtual solo se puede disfrutar si tienes una torre con línea directa a tu central eléctrica más cercana. Te lo vamos a demostrar con una selección de cinco bombazos para liberar adrenalina a lo grande.

Beat Saber

Es el ganador del premio al juego de realidad del año de Steam. Entre otros muchos galardones. Beat Saber es un divertidísimo título en el que deberemos romper bloques al ritmo de la música. Diseñado para ser jugado en pie y en un espacio libre de obstáculos, te hará sudar la gota gorda gracias a una mecánica tan adictiva que ha sido comparada con el Dance Dance Revolution de la realidad virtual.

A pesar de ser frenético como todos, su simplicidad convierte a Beat Saber en un excelente punto de introducción a la tecnología para cualquier aficionado que quiera descubrir la realidad virtual. ¿Te quedas corto de canciones? También puedes usar las tuyas o descargar los packs oficiales con remixes y pistas personalizadas.

Plataformas: Valve Index, HTC Vive, Oculus Rift, Windows Mixed Reality

Keep Talking and Nobody Explodes

Keep Talking and Nobody Explodes es un juego tan original como diferente. Concebido casi como un juego de mesa para varios jugadores, y es ahí donde se diferencia de cualquier otro título para realidad virtual; en lugar de sumergirnos en solitario en la experiencia de juego, involucra a varias personas aunque no estén utilizando un visor.

La mecánica de Keep Talking and Nobody Explodes es simple: eres un pobre diablo ante la tesitura de desactivar una bomba con un tiempo limitado o volar en pedazos. Pero no tienes ni idea de lo que haces. Tampoco tus amigos, que armados con un manual de instrucciones tratarán de guiarte a ciegas por el proceso. El desactivador no puede mirar las instrucciones y los «expertos» no pueden ver la bomba, así que la comunicación será la clave para salir vivo.

Plataformas: Valve Index, HTC Vive, Oculus Rift, Windows Mixed Reality

Assetto Corsa

Es, para muchos, el mejor simulador de conducción que existe. Y posiblemente también uno de los ejemplos más brillantes de lo que puede dar la realidad virtual de sí en materia de inmersión. Ponte al volante de los deportivos más exóticos del mundo y experimenta en primera persona los mejores efectos de física y climatología jamás aplicados al género de carreras. Realmente creerás estar conduciendo un Nissan GT-R.

Assetto Corsa es un juego exigente a nivel de CPU y GPU. No vale cualquier PC para moverlo con soltura. Y si hablamos de portátiles, la situación se torna aún más exigente. Por este motivo te recomendamos que apuestes por un equipo gaming con todas las letras. El Helios 300, con su Core i7 y sus gráficos GeForce RTX 2070 Max-Q, posee el hardware necesario para ejecutarlo al nivel que merece.

Plataformas: Valve Index, HTC Vive, Oculus Rift

Elite Dangerous

Como Assetto Corsa, Elite Dangerous recibió el soporte para realidad virtual en forma de añadido. Y para sorpresa de nadie, es para no pocos jugadores la mejor forma de disfrutarlo. Este MMO con aspectos de simulador de combate espacial nos convierte en comerciante o contrabandista en una galaxia repleta de peligros. Los enfrentamientos son tan numerosos como intensos, y a veces el camino hacia la riqueza se ve parado en seco por un rayo láser.

Elite Dangerous se disfruta al máximo con un buen joystick tipo HOTAS y requiere de cierta potencia de hardware. Sus efectos de iluminación y partículas son espectaculares, y no serás el primer jugador que se queda ensimismado con el elegante diseño de unas naves que se pueden personalizar según las apetencias del jugador.

Su estructura narrativa se basa en la renovación por temporadas, así que como buen MMO, ofrece desafíos constantes para jugadores nuevos y veteranos en un universo sin final a la vista.

Plataformas: Valve Index, HTC Vive, Oculus Rift

Gorn

Devolver Digital, el editor más gamberro del mundo, propone uno de esos juegos con los que tanto disfrutan sus fans. Gorn es un desternillante «simulador de gladiador» en el que repartiremos estopa a diestra y siniestro, utilizando nuestras propias manos y a veces hasta los miembros cercenados de nuestros adversarios. ¿Recuerdas cuando preguntan a Conan qué es lo mejor de la vida y él responde «aplastar enemigos, verles destrozados y oír el lamento de sus mujeres»? Es esa clase de juego. Pero con risas. Y cangrejos gigantes.

Tan divertido como violento, Gorn es un juego que invita a lanzar mamporros al aire, y como tal nos exige tener la habitación despejada de obstáculos. Si tienes un PC de sobremesa tal vez te convenga dar un par de pasos hacia atrás por el bien de tu monitor. Si por el contrario apuestas por un portátil gaming como el Predator Helios 300, cierra la pantalla y prepárate para liberar adrenalina como un bárbaro.

Plataformas: Valve Index, HTC Vive, Oculus Rift, Windows Mixed Reality

Acabando con los mitos: también puedes disfrutar de la RV más explosiva con tu portátil

Como decíamos antes, poder disfrutar a tope de los mejores juegos de realidad virtual no es una cuestión de forma o tamaño, sino de potencia.

Hay que tener en cuenta que la mayoría de los sistemas de realidad virtual poseen dos diminutas pantallas en su interior, una para cada ojo, así que la tarjeta gráfica debe trabajar en una suerte de modo multimonitor. Y la CPU también tiene su buena carga de trabajo, puesto que gestionar el posicionamiento de la cabeza y las manos no es una tarea que salga gratis en términos de rendimiento.

Si quieres gozar de todo lo que ofrece la realidad virtual, por tanto, debes apuntar siempre a un equipo de prestaciones gaming. Un Core i7 de novena generación proporciona la potencia de procesamiento necesaria, y así como los requisitos gráficos son muy variables, los juegos más exigentes piden un hardware considerable. Tanto que hoy en día no conviene bajarse de las tarjetas Turing de Nvidia.

El Acer Predator Helios 300 cumple todos estos requisitos y más. De hecho, al utilizar una tarjeta GeForce RTX 2070, podrá plasmar los efectos de iluminación avanzada mediante ray tracing de Half-Life: Alyx, que ya se anticipa como el juego de realidad virtual con los mejores gráficos hasta la fecha.

Poder jugarlo tal y como lo han concebido Valve estará al alcance de muy pocos portátiles, así que si estás pensando en renovar tu equipo y no quieres llevarte una desagradable sorpresa, ya sabes a dónde debes apuntar. Solo escogiendo bien tu portátil podrás perderte en las calles de la Ciudad 17 como hicimos hace más de 14 años con Half-Life 2.