Burbuja tecnológica: cuando tenemos menos profesionales de los que se demandan

Los tiempos cambian. Los trabajos también. A medida que las herramientas informáticas mejoran, se buscan nuevos profesionales. ¿O es al revés? Buena parte de las empresas de tecnología no son capaces de dar con los candidatos que busca. Falta talento o, dicho de otra forma, profesionales formados.

No todos los sectores están igual. La gran demanda de estos momentos es de profesionales tecnológicos, y un gran número de puestos se deja sin cubrir. Paradójicamente, el paro sigue alto (13,6%). La solución, sencilla en apariencia pero compleja de ejecutar, es la de formar a gran parte de la población.

Alerta: faltan personas formadas

Según las previsiones de la Unión Europea, el año que viene se necesitará cubrir 900.000 puestos de trabajo en informática y nuevas tecnologías, el 8% del empleo total. Sin embargo, no vamos por buen camino. Un estudio de la consultora EY durante 2918 demostró cómo el 40% de las empresas europeas consideran complicado reclutar personal especializado en competencias digitales.

El problema es tan grave que el 10% de las ofertas se dejan sin cubrir. Robótica, big data, inteligencia artificial o ciberseguridad son campos que suelen quedar vacantes, y también los más demandados. Con datos locales, en Barcelona se aumentó la demanda de profesionales un 40% mientras la oferta subía solo un 7,6%, y Adeco confirma estos perfiles deficitarios en toda España.

Un continente dedicado comprador de tecnología

Si todo esto es grave es porque Europa (y España, claro) no tiene ningún sistema robótico destacable, no ha generado una red social de valor y no tiene apenas empresas relevantes en inteligencia artificial. La falta de talento y los puestos desocupados lleva tiempo haciendo mella en nuestra economía.

Irónicamente los trabajos demandados suelen ser aquellos con una formación más accesible y rara vez requieren algo más que un ordenador. No puedes operar a corazón abierto sin pasar por la facultad de medicina (al menos no deberías), pero sí puedes aprender IA desde casa con un PC como el Aspire 5.

tecnologia perfiles tecnicos demanda

Este portátil, con una pantalla de 15,6” Full HD IPS, nos facilitará la tarea de visualizar todo en pantalla partida, pudiendo abrir tutoriales en una vertical mientras trasteamos código en la otra, y su capacidad de procesamiento (8 GB más GeForce dedicado) y almacenamiento (128 GB SSD) nos proporcionarán una plataforma ideal para cambiar nuestras habilidades desde las que aprender.

¿Has pensado en estudiar programación?

La mayoría de la gente probablemente dirá que no, y mantendrá la negativa a abordar el tema. El resto pasará a formar parte de los trabajadores formados en competencias digitales y, recordamos, la demanda supera a la oferta. En otras palabras, es probable que consigan trabajo o lo conserven, porque hacen falta.

También es probable que fomenten el mayor desplazamiento tecnológico que ha vivido la humanidad. Demanda de perfiles digitales implica un país lento, pero una oferta ajustada acelera la robotización y automatización. Traducido: conviene subirnos a la ola para empujarla antes de que nos pase por encima.

El 32% de los españoles cree, según Randstad, que la tecnología amenaza su empleo, mientras que la mayoría se siente escéptico. Probablemente ambas visiones tengan razón. La tecnología amenazará algunos puestos de trabajo a la vez que ayudará a mejorar notablemente otros y generar algunos nuevos.

En InGET | ¿Estamos enseñando a las nuevas generaciones a usar tecnología?

En InGET | Tres herramientas para lanzarte a programar (aunque seas un novato)

Imágenes | iStock/gorodenkoff, iStock/Yurich84

Alma Landri